Última Hora

Hace exactamente un año, la actriz estadounidense Renée Zellweger dejó boquiabiertos a los medios de prensa internacionales y cibernautas al aparecer en una gala, en Los Ángeles, con su rostro cambiado.

Las impresiones fueron notablemente de sorpresa y estupor... Todo parecía indicar que el bisturí había borrado aquel rostro bonachón que años atrás encantó en El diario de Bridget Jones.

Lo cierto del caso es que este fin de semana ella reapareció en una actividad en apoyo a la lucha contra la esclerosis lateral amiotrófica (ELA), y para sorpresa de los presentes -y de los medios que le dieron cobertura-, la actriz lució aquel rostro de antaño, quizá menos "regordete".

Zellweger lo dijo hace un año y lo reiteró ahora: no se ha realizado ninguna cirugía; solo que ahora tiene un estilo de vida más saludable.

La actriz filma actualmente, en Londres, la tercera entrega de la saga, que se espera esté en cartelera en setiembre del 2016.

En esta nueva cinta, llamada El bebé de Bridget Jones, la actriz no será la misma "gordita" que en las dos anteriores entregas.