Última Hora

La semana anterior dimos a conocer el caso de un joven que fue adicto al sexo más de 20 años. Su enfermedad casi lo hace grabar mujeres en San José con su celular, sin embargo logró evitarlo.

Según afirma, los tratamientos y terapias a las que se sometió le ayudaron.

Él asegura que esto es “una enfermedad, que es crónica, es progresiva y es deteriorante; uno no puede librarse de ella”.

En el país existen organizaciones que tratan padecimientos como estos, una de ellas es la fundación Paniel.

Ania Quesada, funcionaria de Paniel, afirma que estos trastornos no tienen distingo de edad, porque “hemos visto muchachitos que ya desde los 15 años empiezan a tener esta problemática”.

El proceso para tratar la adicción al sexo no es sencillo, requiere de tiempo y dedicación. Patricia Vargas es facilitadora en esta área y afirma que se trabaja con lo que está guardado en la menta de la persona.

La fundación Paniel trata pacientes con adicciones de todo tipo. Afirman que la cura existe y que es cuestión de decisión y ganas de empezar una vida lejos de este tipo de conductas.