Última Hora

Enfrentamientos entre vendedores ambulantes y la Policía Municipal, como el que se dio el miércoles en el centro de San José, podrían repetirse en cualquier momento, según advierten las autoridades.

De hecho, de acuerdo con los oficiales, estos choques son imposibles de evitar, pues cada vez que se hacen operativos surgen molestias por parte de los comerciantes informales. 

La Policía Municipal asegura estar de manos atadas e indica que el Gobierno es el que debe hacerse responsable de estas acciones en las calles de la capital.

En el zafarrancho suscitado el miércoles, los vendedores utilizaron barricadas con basura para obstruir el paso y nueve personas fueron detenidas.