Última Hora

Un hombre de apellido Bell, conocido como Macho Coca y detenido el jueves, ya no asesorará más al Gobierno.

La Junta Directiva de Incopesca lo cesara la tarde de este viernes, del puesto que tenía, tal y como lo informó el presidente Luis Guillermo Solís.

Bell era asesor, y su trabajo consistía en llevarle inquietudes del sector pesquero en Limón, a incopesca.

Bell cayó en manos de la justicia el jueves bajo un amplio operativo. Pero su figura y el vínculo con el Gobierno tomo fuerza luego de que fue citado al congreso a comparecer.

Los diputados le pidieron explicaciones sobre una reunión en un muelle ilegal en Portete de Limón, donde participaron las funcionarios Anita McDonald de Incopesca y Ann Mc Kinley, presidenta ejecutiva del Japdeva.

Algo que el Gobierno ya investiga, pero se toma su tiempo.