Última Hora

Los motivos que llevan a las personas a visitar estas zonas ubicadas alrededor del Juan Santamaría, son variados. Conocer los aviones, ser testigo de la llegada de jugadores de la selección o un simple hobbie.

Lo cierto es que es prohibido y, aun así, muchos lo hacen. Esto representa un problema para la Policía de Tránsito, que ve complicado poder multar a estas personas.

Un decreto estableció que son ellos los encargados de mantener libres este perímetro.

Quienes se estacionen en los alrededores del aeropuerto no sólo se ponen en riesgo por eventuales accidentes, sino que también se exponen a una multa de 51.000 colones.