Última Hora

El cuerpo técnico del Deportivo Saprissa aceptó que este parón obligado en su ritmo competitivo no les favorece. Ahora ven con inquietud el cierre tan apretado que tendrán en este certamen de Invierno.

“Hubiésemos deseado jugar el domingo (contra Belén) es una realidad y no lo vamos a esconder, sin embargo, el panorama ahora cambia y no nos podemos quejar”, comentó Víctor Cordero, asistente técnico del equipo morado.

Para ellos, jugar cada tres días les permitirá tomar regularidad en la fase final del certamen.

“En algún momento por la seguidilla de encuentros todos van a tener que darnos una manita y estar listos”, agrega Cordero.

Aunque el grupo entrenó  con normalidad en las instalaciones deportivas de Belén, la situación vivida con Hacienda es un peso más para el grupo.